Combata El COVID 19 Elaborando Jabón Antibacterial Para Manos

Jabón Antibacterial

El corona-virus o COVID 19 es un virus que ataca las vías respiratorias y la laringe y sus víctimas fatales son por lo general los adultos mayores.

Para evitar propagar este virus es muy importante el lavado constante de las manos y el jabón antibacterial es una muy buena opción.

RECETA PARA ELABORAR JABÓN PARA MANOS ANTIBACTERIAL
INGREDIENTES PARA 1 LITRO

Agua                                                   780 ml
Ácido cítrico (regulador pH)                     2 gramos
Cloruro de sodio (sal común)                 15  gramos
Triclosan (antibacterial)                         0,5 gramos
Aroma                                                    5 ml Colorante líquido vegetal                            Al gusto
                                                                       Texapon 70 (saca mugre)                     150  gramos
                                                                  Glicerina (humectante)                          35 ml
                                                                       Metil Parabeno                                       2  gramos
                                                                        Cocoamida o coperland (consistencia)     15 gramos

PREPARACIÓN:



1. Al metilparabeno sódico agregar agua con ayuda de un cernidor, mezclar hasta homogeneizar y no dejar grumos.

2. Se divide la solución obtenida en tres partes: (400 ml, 190 ml y 190 ml).

- A los 400 ml del agua se le agrega el texapon 40 (esta se convierte en la S 1).

- En los 190 ml mezclar el ácido cítrico y el color (S 2).

- En los 190 restantes diluir el cloruro de sodio o sal (S 3).

3. En un recipiente aparte mezclar el aroma, la coco amida y la glicerina (S 4).
4. A la S 1 añadir la S 2.

5. A la mezcla anterior añadir la S 4, mezclar hasta homogeneizar.

6. Luego adicionar la S 3 hasta que adquiera la viscosidad deseada.

7. Si no se obtiene la viscosidad deseada se añaden 15 gramos de cloruro de sodio diluido en un poco de agua, teniendo cuidado de no sobrepasar esta cantidad.

8. Adicionar el triclosán hasta disolución.

9. Envasar en recipientes plásticos transparentes con válvula dispensadora.


 Los envases o recipientes deben ser asépticos, es decir, libre de cualquier contaminante.


REFLEXIÓN:
El mundo necesitaba de un receso para descontaminar el cuerpo, el alma y el medio donde vivimos, jamás pensamos que la misma madre tierra nos exigiera a las malas esta descontaminación, porque a conciencia jamás lo hubiéramos hecho, porque los seres humanos somos así. Tenemos que aprender de los malos momentos, de las tragedias, de los errores, pero nunca nos detenemos cuando estamos en las buenas a hacer algo por hacer de esta tierra un mundo mejor.




su desaparición

Comentarios