2018-08-07T09:47:00-05:00

San Cayetano Patrono Del Pan Y Del Trabajo

Hoy 7 de agosto se celebra la fiesta a San Cayetano de Thiene, conocido como patrono del pan y del trabajo.



San Cayetano de origen italiano fue el sacerdote fundador de la Orden de Clérigos Regulares Teatinos en 1524, tomando como modelo la vida de los Apóstoles.
Predicaba el amor por Cristo Eucaristía lo llevó a establecer la bendición con el Santísimo Sacramento y la promoción de la comunión frecuente.

"No estaré satisfecho sino hasta que vea a los cristianos acercarse al Banquete Celestial con sencillez de niños hambrientos y gozosos, y no llenos de miedo y falsa vergüenza".

Motivo una nueva reforma a la iglesia sin dividirla, enfrentado a las críticas constantes decía: "Lo primero que hay que hacer para reformar a la Iglesia es reformarse uno a sí mismo".
En su orden se repartía todos los bienes que poseían sin quedar ni para comer y siempre confiaba esos tiempos de hambre a la Providencia.
Cuenta la historia que un día San Cayetano se acercó hasta el altar y dio unos pequeños golpes a la puerta del Sagrario donde estaban las Hostias consagradas y con mucha confianza le dijo al Señor: “Jesús amado, te recuerdo que no tenemos hoy nada para comer”. Luego de un momento unas mulas llegaron con alimentos, y los arrieros no quisieron decir de dónde las enviaban.
San Cayetano enfermo y su cama era de tablas y en su lecho no quiso que le colocaran ningún colchón y dijo: “Mi salvador murió en la Cruz; dejadme pues morir también sobre un madero”.
San Cayetano falleció el 7 de agosto de 1547 y sus reliquias se encuentran en la iglesia de Santo Paolo, en Nápoles. Fue canonizado El 12 de abril de 1671 con Santa Rosa de Lima, San Luis Beltrán evangelizador en Colombia y San Francisco de Borja
San Cayetano es muy querido por los argentinos y sobre todo por el Papa Francisco, desde 1970 miles de devotos acuden a su fiesta en el Santuario de Liniers, Buenos Aires, llevando donaciones de alimentos y ropa para los más pobres del país.

                                                           ORACIÓN A SAN CAYETANO

Glorioso San Cayetano, aclamado por todos los pueblos padre de providencia porque socorres con grandes milagros a cuantos te invocan en sus necesidades: acudo a tu altar, suplicando que presentes al Señor los deseos que confiadamente deposito en tus manos.
(Aquí se expresan las gracias que se desea obtener)
Haz que estas gracias, que ahora te pido, me ayuden a buscar siempre el Reino de Dios y su Justicia, sabiendo que Dios (que viste de hermosura las flores del campo y alimenta con largueza las aves del cielo) me dará las demás cosas por añadidura. Amén.
(Reza 3 Padres, Ave María y Gloria)
  
su desaparición