como ganar la loteria

El Nombre Sagrado Y La sucesión Teosófica





El nombre Sagrado IOD-HE-VAU-HE

El nombre "iod-hé-vau-hé" está formado por cuatro letras, cada una de ellas significan:

La "iod": El principio activo por excelencia.
El yo = 10.

La "hé"; El principio pasivo por excelencia.
El no yo = 5.

La "vau": El término medio, el corchete que reúne el activo con el pasivo, la relación del Yo con el No Yo = 6.

Estos tres términos expresan la ley ternaria del ABSOLUTO. La "2a hé": La que determina el paso de un mundo a otro, expresa la transición.
Esta segunda "hé" representa al ser total, encerrando en una unidad absoluta los tres términos que lo constituyen: YO-NO YO-RELACIÓN; el paso del noumeno al fenómeno y, recíprocamente, el paso de una gama a otra gama. Es la semilla que contiene en germen al futuro árbol.

Representación del nombre Sagrado

El nombre sagrado y los números

Las serie de los números 1, 2, 3 y 4 representa respectivamente el activo, el pasivo, el neutro y un nuevo activo; por lo tanto corresponde, perfectamente a la serie de letras que conforman el nombre sagrado, el cual puede escribirse así:

iod — hé — vau
2a hé = iod, etc.

Lo cual demuestra analógicamente, que:

1 representa a iod
2        „           hé
3        „           vau
4        „           la 2a hé

Esta correspondencia queda demostrada por la identidad de acción del 4 que vuelve a la unidad (4 = 10 = 1) y de la 2° hé que representa la iod de la serie siguiente.

Pitágoras, iniciado del Egipto en lo referente al misterio del nombre sa­grado "iod-hé-vau-hé", reemplaza a éste con la serie de los cuatro primeros números o "tetractis" en sus enseñanzas esotéricas.
Tal serie de números corresponde, punto por punto, a la serie de letras del nombre sagrado; es decir que 1, 2, 3, 4 equivale en su orden a "iod-hé-vau-hé".

La serie de los números y la de las letras guardará entonces las siguientes correspondencias:

Un término positivo y generador: La "iod" o el 1.
Un término negativo y generan te: La "hé" o el 2.
Un término neutro o generado, resultado de los dos anteriores: La "vau" o el 3.
Un término de transición que se individualiza en la serie si­guiente: La "2a hé" o el 4.

Los antiguos veían en el número la expresión de leyes absolutas.De aquí la veneración por el número 3 y el 4 y  la reducción y la adición teosófica.
Estas operaciones se dicen teosóficas, porque nos introducen en el mundo de las "leyes esenciales" de la naturaleza.
Estas enseñanzas formaban la base de la instrucción secreta y oral que se trasmitía a determinadas personas predispuestas, y se les daba el nombre característico de "Esoterismo".

1° Reducción teosófica

Consiste en reducir a un solo dígito las cifras que entran en la composición de un número dado, ejemplo:

10 = 1 + O = 1
11 = 1 + 1 = 2
12 = 1 + 2 = 3
126 =1+2+6=9
248 =2+4+8=14=1+4=5

Estas operaciones corresponden a lo que llamamos hoy "la prue­ba del nueve".

2° Adición teosófica

Consiste en sumar aritméticamente la se­rie natural de los números, comenzando por la unidad, hasta incluir el número propuesto. Por ejemplo, el número 4 será igual a:

1+2+3+4=10

El número 7 igual a   1+2+3+4+5+6+7= 28   igual  2 + 8 = 10.
El 12 igual a    1+2+3+4+5+6+7+8+9+10+11+12 = 78.

Reducción y adición teosóficas son las dos operaciones que de­ben dominarse para comprender la antigüedad.
Apliquemos estos procedimientos a cualquier número, para des­cubrir la ley que rige su progresión.
La reducción teosófica nos muestra inmediatamente que todos los números se reducen a los nueve primeros dígitos de la serie na­tural.
Mas esta consideración no es todavía suficiente; una observa­ción más atenta nos traerá nuevas luces.

Tenemos que los números 1, 4, 7 y 10 son iguales a 1 puesto que 1=1.
4=1+2+3+4=1
7=1+2+3+4+5+6+7= 28 =2+8= 10 =1
10=1

De manera que el dígito 1 se reproduce después de la serie de cada tres, esto es:
1.      2.     3.                           4.         5.         6.
4  =  10  = 1                            7   =   28   = 10   = 1

Se podría escribir, por lo tanto:
1.         2.         3.
         (1)
4.         5.         6.
         (1) etc.

De la precedente consideración, resulta:

1°, que todos los números reproducen, en su evolución, los cuatro primeros;
29, que el último número de los cuatro considerados, esto es el N9 4, repre­sentará la unidad en una octava diferente.
La serie de los números puede entonces escribirse así:
1.         2.         3.                                13.       14.       15.
4.         5.         6.                                16.       17.       18.      
7.         8.         9.                                19. etc.
10.       11.       12.

Observemos que los números 4, 7, 10, 13, 16, 19, etc., represen­tan diferentes concepciones de la unidad, tal como lo prueba la adición y reducción teosófica de los mismos.

1=1
4=1+2+3+4= 10 =1
7=1+2+3+4+5+6+7=
28=2+8= 10 =1
10 = 1
13 =4=1+2+3+4= 10 =1
16=7=1+2+3+4+5+6+7=28+10=1
19 = 10 = 1 etc., etc.

Se comprueba entonces que después de cada tres cifras la serie vuelve bruscamente a la unidad, mientras que lo hace en forma pro­gresiva entre las dos intermediarias.
Repitamos una vez más que el conocimiento y el estudio de las leyes que rigen las cantidades, en la forma que acabamos de hacerlo, nos da la clave de las ciencias ocultas.
Resumiendo: todas las cantidades pueden ser reducidas a la se­rie de los cuatro primeros dígitos, dispuestos en el orden siguiente:

1.         2.         3.
4.

Valor de los doce primeros números que da la clave de la ci­fra (78) correspondiente a las cartas del Tarot:

1   =  1
2   =  1 + 2 = 3
3   =  1 + 2 + 3 = 6
4   =  1 + 2 + 3 + 4 = 10
5   =  1 + 2 + 3 + 4 + = 15
6   =  1 + 2 + 3 + 4 + 5 + 6 = 21
7   =  1 + 2 + 3 + 4 + 5 + 6 + 7 = 28
8   =  1 + 2 + 3 + 4 + 5 + 6 + 7 + 8 = 36
9   =  1 + 2 + 3 + 4 + 5 + 6 + 7 + 8 + 9 = 45
10 =  1 + 2 + 3 + 4 + 5 + 6 + 7 + 8 + 9 + 10 = 55
11 =  1 + 2 + 3 + 4 + 5 + 6 + 7 + 8 + 9 + 10 + 11 = 66
12 =  1 + 2 + 3 + 4 + 5 + 6 + 7 + 8 + 9 + 10 + 11 + 12 = 78

Como se observa en la sucesión los resultados finales de cada suma no pasa de 12 correspondiente a los 12 signos del zodiaco y la suma total corresponde a las 78 cartas del tarot.


galogarsa

Entradas populares de este blog

Gane La Lotería Con La Cruceta Del 02 De Diciembre De 2022

Pronósticos De Las Loterías de Colombia

Números Para jugar La Loterías Astro Sol Y Luna Y El Signo